lunes, 18 de abril de 2011

La ISO 26000 a casi 6 meses después de su publicación

La Norma ISO 26000 se ha convertido en quizás el acontecimiento mas importante del año 2010 en materia de responsabilidad social, su aprobación ha despertando muchas expectativas en los diferentes actores de la responsabilidad en casi todos los países, desarrollados y en desarrollo y muy en especial en los consultores, las universidades, algunos gobiernos locales y municipales, en las empresas, sean PYMEs, grandes empresas, multinacionales o grandes corporaciones.

Desde su publicación en noviembre de 2010 se han suscitado una serie de noticias relacionadas con el cumplimiento de la ISO 26000, la implementación de la ISO 26000, la certificación con la ISO 26000, la verificación con la ISO 26000, auditorías con la ISO 26000, y hasta la premiación con la ISO 26000.

Se han realizado talleres, seminarios y conferencias en la mayoría de los países que participaron en su elaboración, algunos auspiciados por la misma ISO, los Organismos Nacionales de Normalización y en otros casos por organizaciones que participaron en dicha elaboración, la asistencia ha sido importante sobre todo por la curiosidad de conocer su contenido y en especial con una nutrida asistencia de empresas, y por supuesto los consultores que buscan la forma de convertir este documento en un nuevo negocio.

Adicionalmente, se han hecho publicaciones y entrevistas en revistas, diarios y otros medios de comunicación. En el caso especifico de los talleres realizados, al menos en mi caso, la retroalimentación de los participantes y en especial las grandes empresas y multinacionales ha sido muy positivo, han visto la Norma como una herramienta de mejora para incorporar las practicas de responsabilidad social en las prácticas y sistemas ya existentes en la organización.

IMPLEMENTACIÓN DE LA NORMA
En cuanto a su aplicación, a pesar de la algarabía que ha originado, son muy pocos los países en los cuales se ha comenzado realmente su implementación, limitándose a grandes empresas, multinacionales y corporaciones que ya tienen desarrollados programas de responsabilidad social o de sostenibilidad, estas han comenzado a evaluar cómo integrar la Norma en las prácticas o en los sistemas de gestión ya existentes y en algunos casos ya con acciones bastante adelantadas.

En algunos países las empresas han visto la Norma con escepticismo, debido a las condiciones económicas y políticas predominantes, lo cual trae como consecuencia que no solo ésta sino cualquier norma sea difícil de implantar. Algunas empresas, aunque no lo sea, ven la Norma como otro sistema de gestión y muchas no creen en sistemas de gestión, mientras que otras empresas en especial las PYMES a duras penas están tratando de implementar la ISO 14001 de ambiente. Paradójicamente, otro hecho que hace que se vea la Norma con escepticismo es que no sea certificable y algunos están a la espera de la versión certificable para su aplicación.

Cabe destacar, que organizaciones como el Pacto Global y el Global Report Initiative GRI han desarrollado documentos en los cuales se establece una equivalencia con algunos aspectos de la Norma, lo cual ha permitido en el caso del Pacto Global homologar el cumplimiento con la Norma en estos aspectos sobre derechos humanos, prácticas laborales, medio ambiente y practicas justas de operación. Con respecto a los indicadores GRI esta equivalencia ha permitido utilizar la Guía del GRI en conjunto con la ISO 26000 para la elaboración de memorias de sostenibilidad existiendo ejemplos como es el caso recién de una empresa de seguros en Ecuador.

Existen otros ejemplos de aplicación que yo los denominaría como mal uso de la ISO 26000 como es el caso de un premio en Holanda, el caso de una certificación global que incluía la ISO 26000 en Francia, y del caso de verificaciones o auditorias realizadas por consultoras. Está de más señalar que ninguna de estas acciones puede ser realizada con una norma de lineamientos que no contiene requisitos.

No obstante lo expresado en párrafos anteriores considero que 6 meses es muy poco tiempo para evaluar el impacto de la ISO 26000, pienso que por ser novedosa existe una primera aproximación con cautela, pero estoy segura que cuando las organizaciones y en especial las empresas comiencen a evaluar su contenido a profundidad encontraran en ella una poderosa herramienta para incorporar la responsabilidad social en las practicas del día a día de su organización.

M18. ABR, 2011 POR PERLA PUTERMAN S., EXPERTA INTERNACIONAL EN RESPONSABILIDAD SOCIAL Y SISTEMAS DE GESTIÓN / @FRSIBEROAMERICA © Blog RCySost Telefónica S.A.
Publicado en:
http://www.rcysostenibilidad.telefonica.com/blogs/2011/04/18/la-iso-26000-a-casi-6-meses-despues-de-su-publicacion/